Genera la energía abismos entre países o como los compromisos de la COP 26 se quedan solo en promesas

Genera la energía abismos entre países o como los compromisos de la COP 26 se quedan solo en promesas

Proyecto FSUE en Felipe Carrillo Puerto, Quintana Roo

Foto: Revista Eficiencia Energética, del Fideicomiso para el Ahorro de Energía Eléctrica. el FIDE. Edición # 29. Enero Marzo 2021

Se da a conocer los resultados del Climatescope 2021 de Bloomberg NEF, un estudio que anualmente comparte la firma internacional especializada en economía y finanzas globales; la peculiaridad de este reporte es que el documento no sólo incluye el panorama de inversión en Energías Renovables, sino que también incorpora, por vez primera, diversos temas insertados dentro del mundo de la Transición Energética global.

Aquí las principales ideas del reporte ‘Climatescope 2021 de Bloomberg NEF’

La inversión en Transición Energética global avanzó a pesar de la crisis sanitaria mundial, pero la atención de los inversionistas se centró en los mercados desarrollados.

El financiamiento de activos para energía renovable, transporte y calor electrificados alcanzó los 471 mil millones de dólares en 2020. Esto fue un 11 por ciento más que en 2019; lo que equivale a que los volúmenes anuales se han más que duplicado desde 2013.

Las Energías Renovables representaron el 60 por ciento del total, pero la inversión en esas tecnologías, principalmente eólica y solar, se ha mantenido casi estable durante seis años.

 

Transporte Sustentable. Eléctrico y la combinación de Piernas y Ruedas. Col. Hipódromo de la Condesa, Ciudad de México. Foto: Jorge Zarco

El financiamiento de activos para el transporte eléctrico alcanzó casi 140 mil millones de dólares en 2020, o el 29 por ciento del total, frente a solo 65 mil millones de dólares cuatro años antes. El financiamiento hacia sistemas de calefacción superó los 50 mil millones, frente a los 45 mil millones en 2019.

China, Estados Unidos y Alemania representaron más de la mitad de la inversión de 2020.

China (144 mil millones) fue casi un tercio del total. Estados Unidos (79 mil millones) le siguió con un 17 por ciento, por debajo de los 84 mil millones en 2019. Alemania (27 mil millones) fue el seis por ciento del total.

La pandemia de Covid-19 interrumpió la inversión en los países en desarrollo a medida que los inversionistas se trasladaron a mercados de menor riesgo.

En 2020, las naciones más ricas representaron el 57 por ciento del financiamiento de activos para Energías Renovables, transporte eléctrico y calefacción o 262 mil millones de dólares, frente al 41 por ciento en 2017. Con 195 mil millones, los mercados emergentes representaron el 43 por ciento del total, frente al 53 por ciento en 2019 y un pico del 59 por ciento en 2017.

El financiamiento de activos en Transición Energética se desplomó un 10 por ciento entre 2019-2020 en los mercados emergentes, pero aumentó un 34 por ciento en los países desarrollados.

Ciudad de México. Foto: SEDECO CDMX

Las naciones más ricas vieron que los niveles de financiamiento de activos casi se duplicaron entre 2015 y 2020, de 136 mil millones de dólares a 262 mil millones de dólares.

Las promesas formuladas en la COP 26, se quedan en eso… en solo promesas

La desigualdad de inversión en la Transición Energética se está ampliando entre las naciones desarrolladas y en desarrollo, lo que destaca la necesidad de un mayor apoyo internacional.

Los países en desarrollo representan dos tercios de las emisiones del sector energético mundial, pero los niveles de inversión recientes están lejos de ser suficientes para ponerlos en un camino de descarbonización sólido y comprometido con las metas globales.

En 2020, las naciones desarrolladas registraron más de 12 veces de inversión por Mt CO2e de emisiones del sector energético que los mercados emergentes, en comparación con siete veces más en 2019. Mientras que las naciones más ricas atrajeron 53 millones de dólares por cada Mt CO2e de emisiones de los sectores energéticos, los mercados en desarrollo recibieron solo 4,3 millones.

La inversión en Energías Renovables aumentó un 24 por ciento en los países ricos, pero se desplomó un nueve por ciento en los mercados emergentes

Mientras que los países desarrollados vieron cómo el financiamiento de activos para proyectos de Energías Renovables aumentaba un 24 por ciento, de 109 mil millones de dólares en 2019 a 136 mil millones de dólares en 2020, los mercados emergentes veían caer un nueve por ciento de 159 mil millones de dólares a 145 mil millones de dólares.

La inversión sigue siendo un siete por ciento más alta en los países en desarrollo, pero la brecha es mucho menor que en años anteriores.

Parque Eólico en Nuevo León, México.

Foto: Paulina Treviño Gómez. Asociación Mexicana de Energía Eólica

La eólica es la principal tecnología de inversión en Energías Renovables tanto en mercados desarrollados como en vías de desarrollo, con un 51 por ciento y un 58 por ciento del total, respectivamente. Le sigue la energía fotovoltaica con el 44 por ciento del total en los países desarrollados y el 37 por ciento en mercados emergentes.

La inversión en transporte limpio alcanzó los 500 mil millones en 2016-2020

El financiamiento de activos globales para infraestructura y vehículos limpios ascendió a 500 mil millones de dólares en 2016-2020. Solo en 2020, el sector atrajo 139 mil millones, un 28 por ciento más que el año anterior y un 112 por ciento más que en 2016.

La inversión en vehículos eléctricos de pasajeros representó el 70 por ciento del total en los últimos cinco años y el 85 por ciento en 2020. Este es también el segmento de mayor crecimiento de la inversión en transporte limpio, con un registro de cuatro veces en cinco años y un 43 por ciento de salto de 2019-2020.

Las ventas de autobuses eléctricos fueron el segundo segmento más importante para la inversión en transporte por carretera limpia. Sin embargo, la inversión en autobuses no ha aumentado de manera constante. El financiamiento totalizó 21 mil millones en 2016 y 11 mil millones en 2020.

Tres países atrajeron más de la mitad de la inversión mundial en la generación térmica

Estados Unidos, Japón y China representaron más de la mitad de la inversión mundial en calor electrificado. Juntos, estos países atrajeron el 55 por ciento de la inversión global durante la última década y el 53 por ciento en la inversión de 2020. Estados Unidos es el único mercado importante para el calor electrificado que ha visto crecer la inversión cada año durante la última década.

La inversión mundial se ha duplicado en la última década. Los flujos de capital hacia las instalaciones y empresas electrificadas crecieron a una tasa promedio del siete por ciento anual y aumentaron un nueve por ciento entre 2019 y 2020.